Crear algo, un objeto que éste se convierta en un producto factible de hacer en serie (aunque sean pequeñas), construir la identidad de una marca, generar contenido acorde y que interpele a mi público meta es mucho trabajo, hermoso? SIII pero un montón igual y en un contexto de crisis te abruma un poco más todo. Emprender no es una tarea fácil, lo saben y sino, se los comparto en esta nueva campaña que pensé.

En qué consiste?

A quiénes tengo la posibilidad y agrado de conocer cuando vienen a la tienda, les cuento un poco el proceso detrás de la marca, les comento cómo todos de insumos están atados al dólar (siempre lo estuvieron eh?) y que con el precio que se maneja hoy día, mis costos se han ido por los aires… Es por esto que quiero proponerles un compromiso que consiste en poner un rango de precios “amigables” donde asumo el costo generado por la inflación de estos últimos meses para continuar vendiendo. La calidad de las prendas y de las estampas continuará siendo la misma porque esto es un valor sumamente importante en Notoria. Todos los vestidos y enteritos tendrán un mismo precio. Todas las blusas, camisas y faldas también. Todos los tops y remeras por venir también.

Clarificar la situación, me permite contarte que no hago los números de manera fría, sino que Notoria es una marca donde detrás hay una humana que hace productos y genera trabajo local. Quiero continuar con este proyecto, seguir planeando y crecer incluso en este contexto. Por tu lado espero que recibas esto no con una mirada de lástima sino más bien de empatía, de saber que estamos en esto juntes y que lo poco que puedas comprar lo hagas a marcas locales, sea ésta  u otra, que valores los procesos de creación que contiene un producto y que apuestes a nosotres, les hacedorxs.

Con cada amigue diseñador/a que he hablado, estamos con miedo (same amigue) queremos permanecer, queremos construir acá… Espero que puedas acompañarme, ya sea con tu compra y sino con un simple  mensaje de apoyo y buena onda, eso es un gran mimo. En tiempos oscuros, tenemos que acompañarnos, entendernos y empatizar, porque si el otre está mejor, seguramente yo también lo esté.

Les abrazo y gracias por leer,

Dani